‘Héroe’, una aventura visual en China imperial

'Héroe'

Domingo de estrellas - 24 de diciembre, 10:00 p.m.

La película 'Héroe' fue el primer filme extranjero en llegar al número uno en taquilla en Estados Unidos. La cinta fue dirigida por Zhang Yimou, quien también tiene dentro de su hoja de vida el haber sido el director creativo de la ceremonia de apertura de los Juego Olímpicos de Beijing 2008.

Zhang Yimou es uno de los directores más respetados del cine asiático y un fiel representante de la obsesión china por la belleza. Sus películas suelen ser intensos dramas que mezclan artes marciales e intrigas con toques de realismo mágico y, sobre todo, un derroche de colores y texturas en los escenarios y las vestimentas.

En ellas se mezclan sus historias favoritas nacidas de la memoria china y que son tan simples como ambiguas, junto con una dirección de arte y fotografía realmente impresionante mostrando desde escenarios hermosos de gran impacto como riqueza en cada uno de sus personajes, moviéndose entre filmes muy simbólicos o muy realistas.

Este director es chino de pura cepa y en cada cinta entrega visiones del pasado, presente y futuro de su país, siempre dándole importancia al paso de las generaciones y a la exaltación de los géneros. Las mujeres de Zhang Yimou son bastante bellas y cargadas de sexualidad pero a su vez son personajes fuertes, heroínas, madres, amantes, vampiras o asesinas, que realmente tienen un liderazgo en el desarrollo de la historia. El epítome del feminismo de esta era.

Sorgo rojo, 1987.

 

Héroe, 2002.

 

La casa de las dagas voladoras, 2004.

 

En sus películas se usa el color como manera de contar la historia, siendo el color el encargado de marcar las divisiones de género, trama, o puntos de vista al mostrar escenas monocromáticas para narrar momentos que pueden estar en tomas perfectamente simétricas, o que pueden mostrar el sentimiento del personaje con inclinaciones de la cámara.

Todas esas características hacen parte de ‘Héroe’, un drama lleno de muchas artes marciales que se desarrolla en la China de la historia antigua, aquella dividida en estados enemistados.

En el estado Qin inicia la verdadera confrontación de Sin Nombre, un guerrero de artes marciales personificado por Jet Li que llega a entregarle al Rey de Qin las armas de sus tres enemigos acérrimos, tres asesinos que han tratado de matarlo por años para evitar que siga en su guerra de unificación de China y que él dice haber vencido en combate: Cielo Largo, Espada Rota y Nieve Voladora.

La trama de la película es muy sencilla: tres puntos de vista de la misma historia, cada uno de ellos se verá representado por un color que acompaña cada versión que se cuenta de esa historia ya pasada.

Sin Nombre empezará por contarle al rey cómo fue que logró vencer a los tres asesinos del estado de Zhao que han acabado con miles de soldados y que quieren ver al rey muerto. Pero el rey tiene otra cosa en mente al dudar de la habilidad de Sin Nombre, así que él contará también cómo fue que realmente pudo vencer a los tres guerreros que le han quitado el sueño por años. Ante la confrontación, Sin Nombre tendrá que dar otro lado de la historia.

Al ver la película te verás enfrentado a un debate que solo tú podrás responder: ¿quién está diciendo la verdad? Tendrás que descubrir cuál punto de vista es el verdadero si realmente la historia fue así, como se cuenta.

Además, podrás ver unas escenas épicas de acción en combates de artes marciales, en las que la cinematografía espectacular de Zhang Yimou te regalará escenas como la de un músico ciego tocando en medio de una pelea, Sin Nombre cortando las gotas de lluvia en un ataque o Nieve Voladora saltando entre árboles de otoño en pelea con su espada.

Cada combate es verdadera poesía visual, combates de mucha habilidad y rapidez pero que cuentan con una ambientación que las hace hermosas de ver y en donde la violencia es totalmente secundaria.

Una historia sin personajes fantásticos y con todo el realismo de Japón en la posguerra.
Cine familiar: Martes 13 de febrero → 12:00 m.

Robinson Díaz - Imagen Facebook Oficial

A Robinson Díaz lo conocemos y queremos por todo lo que nos ha brindado en la pantalla. Te invitamos a recorrer su historia.
'Bolívar soy yo' - 14 de febrero 10:00 p. m.

La aclamada película del director caleño César Augusto Acevedo llega de nuevo a nuestra pantalla.
12 de febrero 10:00 p. m.

Ha pasado poco más de 40 años de la muerte de uno de los cineastas y cómicos más reconocidos del planeta: Charles Chaplin. Por este motivo, con este artículo hemos decidimos recordarlo y hacerle honor a este hombre inolvidable que llenó el séptimo arte de humor, crítica y desafíos.Para profundizar un poco en su vida y personalidad hemos recolectado 38 secretos y datos curiosos que hicieron de Chaplin un símbolo de la cinematografía mundial y un ser humano imborrable para la memoria.

Hablar de Victor Gaviria es hablar del nombre del cine contemporáneo en Colombia. Tan odiado como amado, el nacido en Medellín, Antioquia, se ha encargado de construir una historia grande dentro de la breve historia de nuestro cine con un cartel de producciones que incluyen algunos filmes que son clásicos y de culto como ‘Rodrigo D. No futuro’ o ‘La vendedora de rosas’.

La película dirigida por María Gamboa Jaramillo, 'Mateo', está basada en experiencias reales, donde Mateo y su mamá encuentran la dignidad cuando se enfrentan a las estructuras establecidas en el conflicto armado en Colombia.

Aunque el colectivo de Caicedo, Mayolo y Ospina es fundamental en la historia de nuestro cine, en la sultana del Valle hay otro cine del cual queremos hablar.
' La tierra y la sombra' - 12 de febrero; 10:00 p. m.

Porque tú lo pediste, 'En cine nos vemos' llega recargado y con nuevo horario.
¡Prográmate ahora!

Una serie de historias que nos enseñan que el olvido no existe.
Magallanes - 2 de febrero 10:00 p. m.

La historia del cine en nuestro país empezó accidentado, como cualquier colombiano esperaría; hacia el lejano año de 1847 llegó el primer aparato que arrastró hasta nuestro país la revolución creada por la cámara que se inventaron los Lumière en París, pero la producción fílmica tuvo que esperar varios años para salir a luz porque -como fue común en Colombia- la guerra no permitió hacer otra cosa, y en esa época hablamos de la infame Guerra de los Mil días.

Páginas