“Siempreviva”, historia de una desaparición


David Jáuregui Sarmiento
25 / 02 / 2021
Cine

Siempreviva

Andrés Parra protagoniza la película Siempreviva
0

La película Siempreviva (2015), del director colombiano Klych López, es una adaptación de la obra teatral de Miguel Torres titulada La siempreviva donde se narra, desde el interior de una casa de familia, los hechos de la toma del Palacio de Justicia, en 1985 en Bogotá.

Este largometraje fue, además, preseleccionado por la Academia Colombiana de Artes y Ciencias Cinematográficas para representar a Colombia en los Premios Goya y Premios Óscar en 2016, después de su estreno en salas de cine.

Protagonizada por Laura Ramos, Andrés Parra, Andrea Gómez, Laura García y Alejandro Aguilar, Siempreviva aborda la toma y retoma del Palacio de Justicia cuando la extinta guerrilla del M-19 se tomó por las armas la edificación de la institución de la Justicia en Colombia.

La historia contada por López nos sumerge en la familia de Julieta, una joven abogada recién graduada que para apoyar a su familia acepta un trabajo como cajera en la cafetería del Palacio de Justicia.

La economía no va bien en casa y en unos meses Lucía, su madre, podría perder la casa hipotecada que comparte con sus dos hijos Julieta y Humberto, y con don Carlos, el dueño de una compraventa; Sergio, payaso de día y mesero de noche, y su esposa Victoria, por lo que sin la ayuda de la joven muchos podrían quedar en la calle.

Lee tambiénAndrés Parra comenta su papel en Siempreviva

Julieta es la hija menor de Lucía y es donde la familia tiene depositadas sus esperanzas pues cuenta con un título universitario.

Andres Parra en la película Siempreviva

Sin embargo, la mañana del 6 de noviembre de 1985 Julia sale hacia su trabajo en el Palacio de Justicia y nunca más regresa a casa.

Algunos testigos que sobrevivieron a la toma y la retoma por parte del Ejército dicen que la vieron salir con vida del Palacio, acompañada de agentes del Estado, antes de que la edificación se consumiera en llamas tras convertirse en un sitio de combate a fuego y sangre.

Desde entonces la vida de los habitantes de la casa no volverá a ser la misma.

Enrique Carriazo en Siempreviva

Una película basada en la vida real

La historia de la película está basada en la desaparición de la joven estudiante Cristina Guarín, quien como en el filme, en la mañana del 6 de noviembre de 1985, en Bogotá salió hacia el Palacio de Justicia y nunca regresó.

Su desaparición, como la de muchos otros que estuvieron durante la toma y la retoma, es aún materia de investigación, pues su desaparición está permeada por el misterio que rodean en Colombia a las confrontaciones armadas entre civiles al margen de la ley y las fuerzas del Estado.

La noticia más reciente sobre Cristina se dio en 2015, una semana antes de cumplirse los 30 años de la Toma del Palacio: sus restos aparecieron en un cementerio en el ataúd de otra mujer.

No te pierdas por Señal Colombia Siempreviva, una película que recrea un momento oscuro de la historia del país.

Andrés Parra en Siempreviva