José Luis Rodríguez "El Puma", un artista inigualable


David Jáuregui Sarmiento
22 / 09 / 2022
Serie

Coronel en su laberinto

Próxima emisión

Domingo, 02 Octubre 8:30 pm

Imagen tomada de las redes sociales del artista.
José Luis Rodríguez El Puma
0

Uno de los más destacados personajes de la música latinoamericana en el último medio siglo es el venezolano José Luis Rodríguez González “El Puma”. Su participación en la serie documental Coronel en su laberinto no sorprende al público de la televisión pública, pues se trata de uno de los inigualables de la música latina.

De la mano del artista cartagenero Juan Carlos Coronel, sin embargo, el público tiene la oportunidad de conocer de la boca de “El Puma” algunas historias hasta el día de hoy desconocidas, pese a que se trata de uno de los artistas latinoamericanos más destacados en las columnas de farándula.

Con Coronel, El Puma abre las puertas de su corazón, y también del baúl de los recuerdos, las cuales llevan a revelar datos importantes de su proceso musical, y cómo su vida personal forjó a este importante artista latinoamericano.

Conoce con nosotros cómo llegó a convertirse en un infaltable de la música latina.

José Luis Rodríguez El Puma

¿Cómo llegó José Luis a convertirse en El Puma?

José Luis Rodríguez González nació en la ciudad de Caracas, Venezuela, el 14 de enero de 1943. Su vida no ha sido solamente la de un cantante destacado, sino también un curioso híbrido entre actor, presentador, empresario y productor musical.

Cuando pensamos en el Puma no sólo pensamos en una gran voz, sino también en un hombre que protagonizó telenovelas exitosas latinoamericanas, momentos de gloria y también de dolor que han sido consignados en las primeras planas de revistas y noticieros. 

Más allá de eso, se trata de un personaje infaltable de la historia musical latina, con una nutrida carrera musical de la música tropical, el bolero, el pop de los años 70, entre otros géneros.

José Luis Rodríguez El Puma

Sus inicios como cantante se remontan a los primeros actos culturales de colegio, cuando demostró su talento dando serenatas y luego ingresando como reemplazo del vocalista Ariel Rojas en el conjunto de voces juveniles llamado "Los Zeppy".

Este grupo realizó la grabación de dos discos de larga duración: el primero con el sello Hit Parade en 1960 y el segundo con el sello Gramcko a mediados de 1961, por los cuales se hicieron acreedores de varios premios, entre ellos el Guaicaipuro de Oro, que los llevó a dar numerosas presentaciones en Venezuela y Curazao. 

No obstante, a pesar del éxito alcanzado, la carrera de la agrupación fue corta y a mediados de 1962 se produce la separación del grupo por razones personales. Pronto, el Puma encontró nuevo rumbo en la música cuando el compositor y músico José Enrique "Chelique" Sarabia lo integró a su programa de TV de aficionados llamado "Media hora con Chelique" donde comenzó a cantar regularmente.

Allí, en el programa de Chelique Sarabia, el arreglista dominicano Luis María "Billo" Frómeta lo descubre y para septiembre de 1963 y lo contrata como cantante en su orquesta, "Billo's Caracas Boys", una de las agrupaciones de música tropical más destacadas en la historia de la música latinoamericana.

José Luis Rodríguez El Puma

Con esta agrupación El Puma grabó 16 LP (discos de Larga Duración) y participó en los espacios televisivos "Esta Noche Billo" y " Billo y su Música" de la televisora Radio Caracas Televisión (RCTV). 

En estos espacios, los cantantes de la orquesta, además de interpretar sus canciones, realizaban pequeñas actuaciones cómicas, lo que de acuerdo con su propia biografía le fue sembrando su pasión por la actuación.

Aquel idilio artístico finalizó y para finales de 1966, Jose Luis Rodríguez firmó su primer contrato discográfico con la empresa "Productora de discos Velvet", con la cual graba en su primer LP como solista titulado José Luis...favorito!, cargado de tangos en ritmo de boleros. Ese mismo año El Puma se hizo acreedor del premio "Guaicaipuro de Oro" como Cantante del Año.

En 1969 El Puma es seleccionado para representar a Venezuela en el "Primer Festival de la Canción Latina", en Ciudad de México, con la canción No, no puede ser, escrita por el compositor, cantante y productor de televisión Dionny López.

José Luis Rodríguez El Puma

Aunque no ganó el premio del festival, obtuvo la medalla de oro a la mejor canción y el galardón como mejor intérprete masculino, y cuya experiencia le dejó material para grabar un nuevo LP destacado titulado Grito al mundo (1969) y, a la vez, para obtener un contrato de grabación con la filial mexicana del sello CBS Columbia, con la cual graba su álbum titulado José Luis Rodríguez

En aquella época El Puma logró su participación como figura estelar en dos películas mexicanas dirigidas por Fernando Cortés: Las Golfas y Los Juniors, asentando su carrera paralela como actor.

Atendiendo a los cambios del tiempo, en 1972 orientó su carrera musical hacia géneros pop de la mano del cantautor Edgar Alexander, quien venía de ser líder de la agrupación "Los Impala" y quien compuso a su medida canciones como El hombre de la cima, y que lo fueron alistando para su internacionalización.

Paralelamente, su fama y sus talentos interpretativos lo llevaron a protagonizar en 1974 la telenovela venezolana Una muchacha llamada Milagros, en la cual interpreta a un enigmático y solitario personaje denominado "El Puma", el cual le dejó ese sobrenombre. 

José Luis Rodríguez El Puma

Para 1980 El Puma es invitado como jurado al Festival de Viña del Mar en Chile y termina participando como cantante causando tanto revuelo que le fue otorgado el premio La Gaviota de Plata, único galardón otorgado por el pueblo chileno, y con el cual confirmó una vez más su popularidad entre el público.

Pronto, en 1984, El Puma marcó un nuevo hito en su carrera al presentarse como invitado en el Festival de San Remo, Italia, donde grabó en idioma italiano el LP Due Come Noi (Dos como nosotros). Tras una larga y exitosa carrera como cantante y actor, El Puma se inicia en 1995 como empresario al fundar el primer canal venezolano de videos musicales denominado "Bravo TV", cuyo nombre después cambia a Puma TV.

Como los tiempos parecen ser cíclicos en cuanto a lo que producción cultural se refiere, El Puma volvió en 1997 al género del bolero con el álbum Inolvidable, en el que rindió tributo al mítico Trío Los Panchos. Se trató de un éxito indiscutible, pues este y los discos que partieron a partir de este homenaje recibieron el apoyo incondicional del público y de la crítica.

La vida ha dado muchas vueltas a El Puma, quien se ha tenido que recuperar de varios desafíos familiares y personales. El más reciente fue anunciado por él mismo, cuando en 2014, tras ser jurado y entrenador de voz en el concurso de franquicia La voz Argentina, anunció que padecía fibromatosis pulmonar, una enfermedad incurable que lo llevó muy cerca de su muerte.

Sin embargo, a los 79 años de edad El Puma encontró un nuevo sentido a su existir, según declaró a medios de comunicación, pues no sólo volvió de la muerte el 17 de diciembre de 2017, día que recibió un doble trasplante de pulmón, sino porque tuvo que aprender a respirar y a cantar otra vez para continuar siendo una de las voces más destacadas de nuestro continente.