7 lugares que lideran el movimiento sostenible


David Jáuregui Sarmiento
08 / 11 / 2018
Fotograma de la serie documental Islas del Futuro
Fotograma de la serie documental Islas del Futuro
0

La serie documental Islas del futuro da un recorrido por algunas islas que, ante la situación de aislamiento propia de su geografía, se han negado a hundirse en la contaminación innecesaria y la emisión desmesurada de huella de carbono.

De esta manera, en cada uno de los cinco capítulos de la serie conoceremos cómo la isla de El Hierro en España se hizo autosuficiente; cómo Islandia se las ingenió para generar energía a partir de la actividad volcánica y la geotérmica o incluso cómo en la isla Portuguesa de Madeira sus habitantes están convirtiendo un sistema de riego del siglo XV en una instalación de almacenamiento de energía casi futurista.

Islas del futuro
Lunes 12 de noviembre,7:00 p.m. y de martes 13 a viernes 16, 7:30 p.m.

 

Sin embargo, el amor por nuestros lectores es tal que no nos conformamos con contarles sobre las islas de la serie documental y tenemos un listado de 7 lugares en el mundo que han avanzado tanto en la autosostenibilidad que han revolucionado la forma en la que vemos el consumo de recursos naturales y de productos fabricados por la civilización, con tal de mantenerse responsables con el planeta y el porvenir.

Estos lugares cumplen con muchos de los requisitos de sostenibilidad que se han planteado las grandes organizaciones internacionales como las Naciones Unidas o la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL).

 

Video: Objetivos de sostenibilidad de las Naciones Unidas.

De acuerdo con la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible de estas organizaciones contempla estos requerimientos son fomentar el uso eficiente de los recursos y la energía, la construcción de infraestructuras que no dañen el medio ambiente, la mejora del acceso a los servicios básicos y la creación de empleos ecológicos, justamente remunerados y con buenas condiciones laborales.

De la misma forma, estas organizaciones alientan a las ciudades a mejorar los procesos de recogida y gestión de los desechos sólidos pues, según explican, se pueden vencer de manera que les permita seguir prosperando y creciendo, y al mismo tiempo aprovechar mejor los recursos y reducir la contaminación.

 

Para las Naciones Unidas como la para Cepal es clave entender que menos del 3% del agua del mundo es potable, de la cual el 2,5% está congelada en la Antártida, el Ártico y los glaciares. Por tanto, la humanidad debe contar con tan solo el 0,5% para todas las necesidades del ecosistema, del ser humano y de agua dulce.

De la misma forma destacan que la mitad de la humanidad (unos 3.500 millones de personas) vive hoy en las ciudades y se prevé que esta cifra aumentará a 5000 millones para el año 2030, por lo que se hace de suma urgencia que todos no unamos al cambio.

 

1. Cuba

Según la WWF, considerada una de las mayores organizaciones internacionales independientes dedicada a la defensa de la naturaleza y el medio ambiente, Cuba es tal vez la única nación en el mundo que cumple a cabalidad los criterios mínimos para la sensibilidad propuestos por la organización.

"Cuba alcanza un buen nivel de desarrollo según la ONU gracias a su alto nivel de alfabetización y una esperanza de vida bastante alta, mientras que su 'huella ecológica' no es grande al ser un país con bajo consumo de energía", dijo Jonathan Loh cuando presentó el informe de sostenibilidad en Pekín, cuando apenas se hablaba del tema en 2006.

Además, hoy en día es un destino turístico infaltable del Caribe.

Video: Cuba como destino turístico.

 

2. Ciudad del Cabo

De acuerdo con la organización sustentable francesa C40 (Cities Climate Leadership Group), esta ciudad sudafricana cuenta con un programa integral de conservación y gestión de la demanda de agua destacable, aunque para algunos podría ser demasiado tarde.

En esta ciudad se ha minimizado el desperdicio del recurso promoviendo su uso ecoeficiente a través de la sensibilización del público y la promoción del uso eficaz del agua, una tarifa escalonada para el consumo de agua que fomenta el ahorro, así como reparaciones gratis de fontanería para hogares con pocos recursos, formación de fontaneros para la comunidad y la promoción de fuentes alternativas de agua.

Vale la pena destacar que esta ciudad había previsto que para abril de 2018 sería el día cero para quedar sin agua, esta ciudad logró evitar quedarse sin el recurso con políticas públicas.

Video: Reportaje de la cadena Chilena 24 Horas sobre la situación hídrica en Ciudad del Cabo.

 

3. Nueva York

La idea que tenemos sobre la “capital del mundo”, en Estados Unidos, puede no ser errada y se trata de un mastodonte de concreto que consume y consume sin parar.

Sin embargo, los habitantes y sus gobernantes saben de las consecuencias y se volcaron a la elaboración del plan One City: Built to Last, un proyecto de 10 años para mejorar la eficiencia energética de 1 millón de edificios de Nueva York, implementado a través de una combinación de inversiones públicas en edificios propiedad municipal, así como programas para estimular la participación del sector privado.

Imagen: Times Square, uno de los parajes turísticos y de consumo más famosos de la ciudad de Nueva York.

 

4. Copenhague

Esta ciudad Danesa se considera líder en cuestiones ambientales y, así como Nueva York o Ciudad del Cabo, ha sido reconocida por C40 por sus iniciativas.

Se trata de la primera urbe del mundo en adaptar un sistema de monitorización de edificios totalmente centralizado, lo que redujo sus emisiones de CO2 en una quinta parte en 2015.

No contentos con el resultado, Copenhague ahora le apuesta en convertirse en la primera capital neutra respecto del carbono en 2025.

Video: Promoción de la campaña anti CO2 en Copenhague.

 

5. Auckland

Auckland, en Nueva Zelanda, implementó el Plan de Gestión y Minimización de Residuos, un programa destacado por la C40.

Este programa busca recuperar, reutilizar y reciclar cerca del 65% de los residuos recogidos en contenedores, un propósito estrictamente relacionado con uno de los grandes problemas de la contaminación: el manejo de residuos..

Desde luego, casi ninguna de estas decisiones revolucionarias se toman por purísima buena intención con el ambiente. Estas medidas se tomaron luego de comprobar que casi una décima parte de las emisiones de gases de efecto invernadero provienen de los residuos, debido al gas metano que se producía en los vertederos.

Video: Visita virtual de las calles de Auckland, donde se puede apreciar la limpieza del lugar.

 

6. Wuhan

Aunque la WWF ha puesto a China en más de una ocasión en la lista negra de países que no sienten ningún temor por destruir el planeta y además reniegan de los esfuerzos que implica, así como Estados Unidos, en esta ciudad china se ha hecho un esfuerzo importante por contrarrestar y mitigar la contaminación.

Como se trata de una ciudad comercial, las autoridades y sus habitantes han intentado reducir el daño que producen los buques de carga, fábricas de productos químicos que bordean el río Yangtze, entre otras actividades nocivas para el ambiente a través del Proyecto Integral de Rehabilitación.

Video: Reportaje del canal China sin censura sobre el estado de contaminación de algunos ríos, incluído el Yangtze.

Con éste se ha preparado un plan para rehabilitar y revitalizar el río Yangtsé, lo que supondrá una reducción drástica de la contaminación y aumentará el espacio de recreo para los ciudadanos, según reconoció la C40.

 

7. Estocolmo

Estocolmo es la capital y ciudad más poblada de Suecia. Apesar de ello es desde la década del noventa un referente mundial en sostenibilidad urbana.

Tanto ha apostado esta ciudad por un modelo sostenible que ya para 2010 se convirtió en la primera ciudad galardonada con el premio Capital Verde Europea, concedido por la Comisión Europea.

Estocolmo, por ejemplo, puede cubrir 80% de la demanda energética de calor (calefacción) mediante el district heating, un sistema de calefacción pública, alimentado principalmente de la combustión y tratamiento de los residuos que allí se producen.

Para hacernos una idea de lo ecológica que es esta ciudad, podemos pensar que allí, según el portal Ecointeligencia, se recupera el 73,5% de los residuos producidos por los hogares para convertirlos en calefacción pública, mientras otro 25% se recicla y el 1,5% restante se trata biológicamente a través de la conversión en biogás y fertilizantes.

Video: Reportaje de Euronews sobre las características ecológicas de Estocolmo.